AltavocesAltavoces para FiestasNoticias

Klipsch GIG XL vs JBL PartyBox Encore

Cuando se trata de garantizar que tu próxima fiesta sea inolvidable, elegir el altavoz adecuado se convierte en una decisión crucial. Hoy, enfrentamos a dos buenas opciones en el mundo del sonido para fiestas: el Klipsch GIG XL contra el JBL PartyBox Encore. Ambos son garantía de calidad, pero ¿cuál de ellos es realmente mejor y se ajusta más a tus necesidades de fiesta? Esta comparativa te guiará a través de lo que necesitas saber para tomar la mejor decisión. Prepárate para sumergirte en una batalla épica de audio, donde exploraremos desde la potencia hasta la portabilidad, conectividad y más, todo para descubrir cuál de estos altavoces para fiestas merece ser el centro de atención en tu próximo evento.


2 altavoces para fiestas a examen

Klipsch GiG XL

Este altavoz Bluetooth destaca por su diseño robusto y su óptima potencia acústica, convirtiéndolo en el alma de cualquier fiesta. Con esquinas redondeadas para resistir los inevitables golpes de los eventos, y una caja de ABS de alta densidad que lo hace impermeable y muy resistente, el GIG XL está listo para cualquier desafío al aire libre. Además, su aro de iluminación LED y la posibilidad de crear un ambiente estéreo inalámbrico al conectar dos unidades, hacen de este altavoz una opción dinámica y versátil para quienes buscan no solo calidad de sonido, sino también un espectáculo visual. Puedes ver nuestra completa review del Klipsch GiG XL.

JBL PartyBox Encore comparativa

Con una reputación ya consolidada en el mercado de los altavoces para fiestas, el PartyBox Encore de JBL es uno de los más completos del mercado en su categoría. Su característica distintiva es la integración de efectos de luz sincronizados con la música, capaces de transformar cualquier espacio en una pista de baile. Su portabilidad, combinada con una batería de larga duración, asegura que la música nunca se detenga, mientras que sus opciones de conectividad hacen que sea fácil de emparejar con cualquier dispositivo. Ideal para aquellos que buscan un altavoz que no solo suene espectacular, sino que también aporte un toque visual único a sus reuniones. A todo esto hay que sumar su práctico micrófono inalámbrico de mano para el que quiera lanzarse a cantar.


Un vistazo rápido

CaracterísticasKlipsch GIG XLJBL PartyBox Encore
Tipo de altavozAutoamplificado 2 vías Bass ReflexAutoamplificado 2 vías Bass Reflex
ConfiguraciónUn Woofer de 6.5” + un tweeter de 2″ + modo Bass boostUn woofer de 5,25″ + dos tweeters de 1,75″
Potencia de salida110W (no declarada por el fabricante) según cálculos de SonidoOk100W
Presión sonora109 dB a 0.5 metros80 dB a 1 metro
Respuesta de frecuencia60Hz–20kHz +/- 3dB50 Hz-20 kHz (-6 dB)
Versión Bluetooth5.05.1
Conexiones adicionalesAux 3.5mm, USBAux 3.5mm, USB
Batería8 horas10 horas
Emparejamiento 2º AltavozSiSi
MicrófonoSi, de mano con cableSi, de mano inalámbrico
Luces LEDSiSi
Dimensiones355 x 255 x 230 mm276 x 327 x 293 mm
Peso4 Kg6.3 Kg
APP disponibleNoSi, Apple y Android

Calidad y potencia de sonido

Tanto el JBL PartyBox Encore como el Klipsch GIG XL están dentro de los mismos parámetros como altavoces de fiestas pero en cuanto a sonido tienen diferencias que pueden inclinar la balanza hacia uno u otro. La configuración de los dos altavoces es similar, 2 vías con Bass Reflex trasero. Debemos recordar que estamos hablando de dos reconocidas marcas especializadas en audio en competencia desde sus inicios.

Sonido Klipsch GIG XL

Una de las curiosidades de este modelo es que Klipsch ha decidido no publicar los watios (watts) que lleva el amplificador del GIG XL, lo cual no deja de ser curioso porque es uno de los factores por los que se suelen decidor los compradores potenciales. En su lugar da una serie de datos como el rango de frecuencia y salida acústica máxima. Hemos probado y redactado una review en español Klipsch GiG XL en la que hablamos extensamente de este altavoz. Hemos podido constatar que de potencia no anda nada mal, 109dB a 0.5 metros da una sensación de volumen bastante alta. El rango de frecuencia es de 60Hz–20kHz +/- 3dB, algo más limitado que el JBl que en graves y eso se nota sobre todo a bajos volúmenes. A partir de un 20% del volumen el altavoz empieza a trabajar bien definiendo mejor el sonido y haciendo una separación instrumentar mejor con una buena pegada. Al fin y al cabo en un altavoz para fiestas lo normal es que el volumen esté del 50% para arriba. Con el botón de aumento del BASS lo graves mejoran pero sin ser explosivos, esto tiene una ventaja y es que la música se hace menos cansada en periodos de tiempo largo.

Sonido JBL PartyBox Encore

El JBL PartyBox Encore es una de las referencias del mercado en altavoces de fiestas pequeños. Tienen una potencia declarada de 100W, un rango de frecuencia de 50 Hz – 20k Hz @-6dB y un presión sonora de 89dB. La potencia está muy optimizada para el tamaño que tiene pero lo realmente interesante de este altavoz son los graves que nos proporciona. Puede parecernos que el nivel de volumen se nos queda corto pero se compensa con los graves que nos darán una sensación sonora más potente aunque en volúmenes altos pueda perder algo de definición frente al Klipsch.

En este JBL podemos cambiar algunos parámetros de sonido con la APP, cosa que en el Klipsch no se puede salvo la potenciación de graves con un botón.

Interior JBL PartyBox Encore

Autonomía de la batería

Otro de los factores importantes en altavoces de fiestas portátiles es la autonomía que nos proporciona la batería. Es importante tener una buena capacidad para no quedarnos colgados pero también es importante que el amplificador y el sistema de Bluetooth estén optimizados en cuento a consumo para no tener que llevar una batería muy grande y que aumente el coste del altavoz.

El Klipsch GiG XL tiene una autonomía declara de 8 horas mientras que en el JBL PartyBox es de 10 horas. Ambos datos están bien y pueden variar en función de si ponemos las luces LED, el nivel de volumen, usamos el micro o conectamos audio por Bluetooth.

Cuando están funcionando con la batería, podemos apreciar una pequeña pérdida de potencia en los altavoces frente a cuando están conectados directamente a la red eléctrica. La pérdida es leve pero ahí está. También afecta algo en el consumo el emparejar un segundo altavoz para hacer un sistema estéreo. Si vamos añadiendo todas estas cosas veremos que la autonomía en los dos modelos va bajando.

Las configuraciones de batería en los dos altavoces son totalmente diferentes, el Klipsch GiG XL monta una batería recargable de litio de 7.4V / 2200mAh más ligera que el JBL PartyBox Encore que monta una de polímero de ion de litio de 27 Wh (equivalente a 3,6 V/7500 mAh). La del JBL al ser más grande también es más pesada añadiéndose al peso total del altavoz que llega a los 6 Kg frente a los 4 Kg del Klipsch.


Conectividad

Igual de importante en los altavoces para fiestas es la conectividad que nos ofrezcan. Básicamente los dos modelos cuentan con las mismas conexiones: Bluetooth, jack auxiliar de 3.5mm y entrada digital USB con capacidad de carga para dispositivos móviles.

Los conectores en los dos casos están disponibles en la parte trasera levantando una tapa hermética de goma que los protege de la humedad o el polvo. En el caso del GiG XL ahí también está el conector para el micrófono de mano.

Panel de control Klipsch GiG XL

Esta sin duda será la opción más utilizada en la mayoría de los casos. El JBL PartyBox Encore incorpora la versión Bluetooth 5.1 mientras que el Klipsch GiG XL lleva la versión Bluetooth 5.0. Muy similares en la calidad de la transmisión de audio pero con la principal diferencia de que el 5.1 ya incorpora una mejora en el consumo energético. Básicamente son iguales salvo por esta salvedad y no apreciaremos diferencia en la calidad de audio.

Tenemos que comentar, que a pesar de que el Klipsch lleva la versión 5.0 de Bluetooth, el consumo de energía está muy optimizado y se consiguen muy buenos resultados.

En los dos casos, la incorporación de la tecnología Bluetooth 5.x permite que se pueden emparejar con un segundo altavoz de forma inalámbrica, algo realmente útil y que una vez que lo pruebas te das cuenta de lo que se gana en sonido.

EL modelo de Klpsch así como el de JBl disponen de una conexión USB que funciona como un DAC. Podemos añadir un pendrive con una playlist de canciones grabadas para que se reproduzcan directamente desde esta memoria. Así evitamos tener que usar un smartphone y estar pendiente de no alejarnos demasiado del altavoz para no se corte la música.

Además, este conector nos sirve para cargar otros dispositivos como un smartphone haciendo las veces de powerbank. En este caso, aunque estén funcionando con batería cargarán el dispositivo pero deberemos tener en cuenta que la autonomía de la batería del altavoz disminuirá. Si estamos lejos de un enchufe hay que tenerlo en cuenta.

El eterno jack de toda la vida que salva ha salvado a más de uno la vida en alguna ocasión «fiestera». Y es que este conector es todo un estándar en el mundo de los altavoces portátiles, la mayoría de ellos incorporan esta opción para poder conectar una fuente de audio por cable.


Con micrófono para Karaoke o lo que quieras

Una de las características que han llegado a ser imprescindibles en un buen altavoz para fiestas es que disponga de micrófono de mano, o que por lo menos incluya una entrada para micro.

Klipsch GiG XL con micrófono de mano

Al disponer de micrófono, el altavoz tiene un valor añadido importante al poder usarlo como:

  • Medio de comunicación: charlas o comentarios
  • Karaoke: podemos utilizarlo para cantar como su fuera un karaoke tanto en TV como en un smartphone gracias a aplicaciones tipo spotify que incluyen las letras de las canciones.
  • Cantar: siempre hay alguien puede lanzarse a cantar en una fiesta.

Tanto el Klipsch GiG XL como el JBL PartyBox Encore incluyen conexión para micrófono, pero además traen su propio micrófono de mano. En este aspecto tenemos dos diferencias importantes:

  • Micro del Klipsch GiG XL: se trata de un micrófono por cable que se conecta al altavoz en la parte trasera. El micrófono tiene un botón de on/off y puede regularse la intensidad de la voz frente a la música desde el propio altavoz de forma muy sencilla y rápida. Se trata de un micrófono básico pero que da buen resultado, la captación de la voz es buena incluso si se habla bajo y no se producen ruidos de siseo o viento. El cable es bastante largo y nos permite alejarnos del altavoz a unos cuantos metros. Si un día se nos pierde el micro podemos comprar otro cualquiera ya que es compatible cualquier micro por cable.
  • Micro del JBL PartyBox Encore: aquí JBL ha querido ir un poco más allá y ha incluido un micrófono de mano inalámbrico, algo bastante útil e interesante mientras no se le acaben las pilas. Utiliza dos pilas AA así que es conveniente tener a mano unas pilas de recambio. Es un micrófono inalámbrico sencillo pero con buena resolución y cumple bien su cometido. El micrófono es compatible con toda la serie PartyBox de JBL. Este altavoz no dispone de conexión para un micrófono estándar de mano y sólo se pueden usar los de JBL de la serie PartyBox. Se pueden emparejar hasta 2 micrófonos pero el segundo micro hay que adquirirlo aparte.
Altavoz JBL PartyBox Encore con micro

Un segundo altavoz importa

Los dos modelos tienen la capacidad de vincularse a un segundo altavoz trabajando en estéreo y además duplicar la potencia de salida. En los casos la vinculación es muy sencilla, con un botón específico que permite ponerse en modo emparejamiento y buscar el segundo altavoz. En el caso del JBL este botón está detrás y en el caso del Klipsch está en el panel superior.

Si tienes la oportunidad de probar una configuración de dos altavoces podrás comprobar que el resultado es muy bueno con cualquiera de los dos modelos. la escena que se crea está muy conseguida llenando perfectamente la zona de escucha con calidad sonora. No se aprecia latencia ni desfase. Además, al tener una configuración podemos usar dos micrófonos, uno por cada altavoz.

¿Puedo vincular cualquier altavoz? No, sólo se puede vincular un modelo igual al que tenemos. Es común preguntarse esto pero sólo pueden trabajar en estéreo altavoces con la misma potencia, sino el resultado sería extraño.


Luces LED, qué siga la fiesta

Una característica ya muy común en este concepto de altavoces para fiestas es la incorporación de iluminación que se mueve al ritmo de la música. Los dos modelos cuentan con un sistema de LED similar que consta de un aro entorno al woofer. El aro LED se ilumina en diferentes ritmos y colores que se pueden elegir.

Klipsch GiG XL con luces LED

En este aspecto, el JBL PartyBox Encore presenta un sistema más completo ya que además del aro de luz dispone de luces adicionales en los laterales como complemente. A esto hay que unir que con la aplicación de JBL podemos hacer más cambios en las luces que en el Klipsch GiG XL que sólo cuenta con un botón para cambiar modos predefinidos.

Hay modelos más grandes dentro de la serie PartyBox que incluso tienen lunes destello para crear un ambiente más discotequero, pero en el Encore estas luces no están incorporadas.

El Klipsch GiG no tiene APP

Así es, Klipsch ha optado por simplificar el proceso de configuración de su GiG XL y todas las opciones se cambian desde el panel de control superior dónde están los botones, incluso el BASS BOOST MODE. Al activar este modo conseguimos un aumento de la presencia de graves que aunque en notable hay algunos tipos de música en los que se nota menos. La ecualización está perfilada desde fábrica siguiendo los patrones que Klipsch estable como apropiados para este tipo de uso.

El JBL PartyBox Encore, al igual que todos sus hermanos mayores cuenta con una APP en la que se pueden cambiar parámetros del perfil de audio y jugar con otros aspectos importantes. Pero lo cierto es que también podemos prescindir de esta APP porque el panel de control que lleva el altavoz es bastante completo, en el caso de la modificación del perfil de audio incluso más que Klipsch ya que tiene regulador BASS y TREBLE así como ECHO y VOLUMEN para el micro.

APP JBL PartyBox

Resultados del la comparativa

Klipsch GiG XLJBL PartyBox Encore
Calidad de sonido88
Potencia de sonido87
Batería78
Conectividad88
Durabilidad88
Comodidad de uso88
Transporte87
Micrófono68
Diseño79
Precio PVP97
TOTAL77 puntos78 puntos

Recomendaciones de compra

Decidirse por uno de los dos modelos puede resultar difícil puesto que andan muy parejos. El JBL PartyBox Encore podría situarse algo más avanzado tecnológicamente, sin embargo el sonido que nos ofrece el Klipsch GiG XL es algo superior.

La diferencia de peso entre los dos es notable, el JBL pesa algo más de 2 Kg y eso se nota, sobre todo si hay que andar con él un distancia larga.

Los acabados de los dos altavoces son muy buenos, los dos son IPX4 y el ensamblaje así como los materiales son de alta calidad. Compactos y bien diseñados para este uso concreto de fiestas.

Lo que no podemos esperar de estos altavoces es la calidad de audio que ofrecen otros modelos de estas firmas como los Klipsch The Three Plus o la serie Authentics de JBL. Son conceptos diferentes y están diseñados para lo que están diseñados, ser los reyes de fiestas y reuniones tanto en interior como en exterior.

Si el tema de los micrófonos es importante, hay que valorar el hecho de que el JBL puede tener hasta 2 micros. Viene con uno ya listo para usar y podemos adquirir un segundo micrófono específico para esta serie que tendremos que sincronizar manualmente. El Klipsch sin embargo, sólo incluye un micro de cable y para poder conectar dos tendríamos que usar un dispositivo tipo swith específico para micrófonos, sin embargo, el poder usar cualquier otro micro que no sea el que viene puede ser una ventaja.

En cuanto al precio, hay unos 50€ de diferencia entre ellos siendo el Klipsch más barato, cosa rara porque normalmente los precios de Klipsch suelen estar por encima de los de JBL. EL JBL PartyBox Encore tiene un precio oficial de 299€ y el Klipsch de 249€, si ajustamos los parámetros seguramente la relación calidad-precio salga a favor del Klipsch GiG XL, pero lo que tenemos entre manos son dos modelos de altavoces para fiestas muy equivalentes.


FAQ

¿Puedo poner un micrófono inalámbrico al Klipsch GiG XL?

Se podría poner un micro inalámbrico pero hay que utilizar un receptor que se conectaría a la entrada de micro del altavoz. En el mercado se venden muchos modelos, de diferentes calidades que podrían ser utilizados.

¿Puedo crear un sistema estéreo inalámbrico con diferentes modelos PartyBox de JBL?

No, para crear un sistema estéreo inalámbrico los altavoces o parlantes deben ser del mismo modelo. El modelo Encore tiene varias versiones y deben ser de la misma versión.

¿La versión JBL PartyBox Encore Essential es igual a la PartyBoz Encore?

No, la versión Essential es más antigua que la actual Encore. De este modelo se han vendido 3 versiones que tienen diferentes características siendo la más actual la denominada simplemente Encore con un micrófono inalámbrico.

10%

Este artículo contiene enlaces de afiliados, cuando realizas una compra a través de cualquiera de ellos, SonidoOk recibe una pequeña comisión. El equipo de redacción recomienda estos productos o servicios de forma independiente, teniendo en cuenta sus características y funciones. Las recomendaciones están basadas en la experiencia y el conocimiento de los productos mostrados. SonidoOk no se hace responsable de posibles cambios de precios por parte del la tienda, cambios de stock o de los envíos del producto o cualquier otro problema relacionado con la compra, solo informamos de la oferta.

Gonzalo Amade

Más de 20 años de experiencia en la distribución de productos de audio y electrónica permiten concentrar un volumen de conocimientos amplio sobre los productos dentro de este sector.

One thought on “Klipsch GIG XL vs JBL PartyBox Encore

Deja una respuesta